Contrato de compraventa de inmueble o vivienda

El contrato de compraventa de inmueble y vivienda entre particulares resulta fundamental a la hora de realizar una venta/compra. En este caso, el vendedor se compromete a entregar la vivienda y, el comprador, a pagar por ella el precio acordado.

¿Qué debe incluir el contrato de compraventa de una vivienda?

Entre los puntos que no pueden faltar están los siguientes:

  • Firma de ambas partes. Para ello, constará en el contrato el nombre, apellidos y DNI de cada una de las partes. Es importante que si la vivienda pertenece a dos o más personas, sean todas las partes la que la firmen. En caso de que la vivienda esté en régimen de gananciales, firmará tanto el marido como la esposa.
  • Datos de la vivienda. Dónde se encuentra, número de metros cuadrados, habitaciones… En definitiva, todos y cada uno de los datos referidos al inmueble.
  • El precio. Ni más ni menos que el dinero que se va a pagar por la vivienda. Quedará constancia también del modo de pago.
  • Las cargas. Las posibles cargas que tenga la vivienda. También se mostrarán los gastos de escalera, comunidad, basura, IBI… Se mostrarán todos los pagos derivados de ella.

¿Cómo se formaliza el contrato de compra de una casa? Aspectos previos.

Debes saber que antes de la preparación del contrato hay que tener varias cuestiones claras. Al fin y al cabo, se trata de una compraventa de un inmueble que, como podrás imaginar, supone un gasto económico bastante alto. Estos documentos previos suelen ser cuatro:

  • Carta de intenciones. Se trata de un documento firmado por una de las partes en la que se muestra la intención de empezar las negociaciones y la formulación de ofertas. Si el receptor de dicha carta acepta, iremos al segundo paso.
  • Tratos preliminares. Son las ‘discusiones’ por las que se determinan las líneas principales de la venta. Aquí se muestra el precio o las cláusulas básicas. En ningún caso tiene validez legal. Se trata tan solo de unos acuerdos previos que sí que se mostrarán en el futuro contrato oficial.
  • Precontrato. Es un contrato previo, como un borrador. En él también se establece el compromiso de ambas partes por realizar un contrato que sí que sea el oficial.
  • Opción de compra. En este  documento el vendedor ofrece una posición preferente al actual comprador. Es decir, una preferencia a conseguir la vivienda y que durará por un cierto tiempo.

Contrato compra venta de vivienda

¿Qué es un contrato de arras?

Seguro que, en la compraventa de una vivienda, oyes hablar de este término. Se trata de un acuerdo en el que el comprador ‘reserva’ la compra de esa vivienda a cambio de una cantidad de dinero. Sería, más o menos, como una señal en la que se compromete tanto él a comprar la vivienda, como el vendedor a vendérsela.

El contrato oficial

Debes saber que este contrato puede realizarse de dos formas:

  • Como documento privado. Realizado por ambas partes sin ningún funcionario público.
  • Como documento público. En este caso vendrá autorizado por un notario y servirá como prueba en juicio o no.

El contrato se realizará de forma clara y estructurada. Es decir, será lo más sencillo posible e incluirá todas y cada una de las cláusulas que quieran incluir tanto vendedor como comprador y que estén aceptadas por ambas partes.

¿Qué hay que tener en cuenta antes de firmar un contrato de compraventa de un inmueble?

Estas son las cuestiones que tienes que tener en cuenta antes de firmar el contrato:

  • Quién va a firmar el contrato. Debe firmar siempre el propietario de la vivienda o los propietarios de la misma en caso de que sea más de uno. Como te decíamos antes, si es una vivienda en gananciales, tendrán que firmar los dos miembros del matrimonio.
  • Averigua si la vivienda tiene cargas. Lo podrás hacer pidiendo la información en el Registro de la Propiedad. Por lo general suele haber una hipoteca, así que, debe quedar claro cómo vais a afrontar el tema.
  • Las cuotas de comunidad de propietarios. El comprador deberá asegurarse de que el propietario está al día de esas cuotas para no llevarse sorpresas futuras. Se podrá pedir el dato al presidente de la comunidad. También recomendamos que pida los estatutos de la misma y el importe de las cuotas.
  • Gastos de compraventa. Quién va a hacerse cargo de ellos. Por ley, el vendedor paga la plusvalía y la escritura original; el comprador se encargará de la copia de las escrituras, los gastos de inscripción registral y los impuestos.

En caso de que sea un notario el que se encargue de la compraventa, tendrá en comunicar una serie de datos a ambas partes:

  • Comprobará la identidad de ambas partes.
  • Comprobará que el vendedor es realmente el vendedor.
  • En caso de que la vivienda sea de Protección Oficial, el notario avisará del precio máximo de venta que se puede alcanzar.
  • Comprobación registral de titularidad y cargas para una seguridad en la compra.
  • Comprobará que se está al corriente de las cuotas de la comunidad.
  • Obtendrá los datos catastrales.
  • Comprobará los medios de pago.
  • Pedirá el certificado de eficiencia energética y la cédula de habitabilidad.

En cualquier caso, el contrato de compraventa de inmueble entre particulares resulta indispensable si se quiere hacer el ‘intercambio’ de forma clara y segura. Es uno de los tipos de contrato e compraventa más habituales.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies