Debido a la situación laboral actual, se han puesto en marca nuevos sistemas de contratación. Uno de ellos, este, el contrato indefinido de apoyo a los emprendedores. En este post te contamos en qué consiste, quién puede optar a él y sus ventajas para el empresario y el trabajador.

Contrato para emprendedores

¿Qué es un contrato indefinido de apoyo a los emprendedores?

Se trata de un nuevo modelo de contrato indefinido (tanto a jornada completa como a jornada parcial), con el que se quiere impulsar una mayor contratación tanto por parte de las PYMES como de los emprendedores. Para ello,  se dan una serie de bonificaciones y deducciones fiscales y un periodo de prueba que llega hasta el año.

¿Qué tipo de empresas pueden utilizarlo?

Debes saber que este tipo de contrato de trabajo sólo puede ser aplicado por emprendedores o empresas que cuenten con menos de 50 trabajadores en plantilla en el momento en el que se haga efectivo el contrato.

¿Cuáles son las características de este contrato?

Tiene que tener tres tipos de características principales:

  • Debe ser sí o sí a tiempo indefinido.
  • Puede ser o a jornada parcial o a jornada completa. Cualquiera de las dos es valida.
  • Tendrá un periodo de prueba de un año. Es decir, durante ese periodo el empresario podrá despedir al trabajador sin tener que justificarse y sin dar indemnización alguna.

¿Qué ventajas tiene el empresario?

La primera, la que ya te hemos comentado. El empresario podrá despedir sin problemas al trabajador durante el periodo de prueba de un año. Además, tiene una serie de deducciones que te comentamos ahora:

  • Si se realiza un contrato indefinido de jóvenes entre 16 y 30 años puede obtener hasta 3600 años durante tres años.
  • Hasta 4500 euros si el contrato se realiza a una persona mayor de 45 años.
  • Si se contrata a un trabajador en paro podrá deducirse fiscalmente hasta un 50% de la prestación que estaría cobrando el trabajador durante un periodo de un año.
  • La empresa podrá deducir hasta 3000 euros cuando contrate al primer trabajador siempre y cuando sea menor de 30 años.

¿Cuáles son las ventajas para el trabajador?

Realmente el hecho de que se incentive de algún modo su contratación. Aunque es cierto que queda algo desamparado durante el primer año de empleo. Aun así, debes saber que el trabajador, de forma voluntaria, podrá pedir que, junto al sueldo, pueda cobrar también el 25% de la prestación por desempleo.

¿Qué obligaciones tiene la empresa a cambio de los beneficios?

La empresa debe cumplir con estas condiciones:

  • Debe mantener el contrato al trabajador durante tres años al menos. Obviamente, siempre y cuando el contrato no se extinga por causas objetivas o un despido disciplinario. Del mismo modo, seguirá vigente en caso de incapacidad permanente, muerte, jubilación o dimisión.
  • La empresa deberá seguir con un nivel de contratación durante el año siguiente a la firma de contrato. Es decir, de este modo se evita que no se vayan sustituyendo unos trabajadores por otros.

En caso de que no se cumpla, la empresa deberá volver lo percibido por las bonificaciones.